Acné Corporal: 5 Consejos para Combatirlo

El acné es una de las enfermedades dermatológicas más comunes y aunque siempre la asociamos al rostro, también puede afectar a algunas zonas del cuerpo como la espalda, los hombros, el cuello o el pecho.

Acné Corporal: ¿Por qué se Produce?

En el acné influyen distintos factores, principalmente :

La actividad hormonal.

La predisposición genética.

La falta de higiene, sudor y el roce con ropa ajustada, el uso de cosméticos inadecuados.

Reacciones acneiformes asociadas a fármacos como por ejemplo los esteroides.

Alteración del microbioma de la piel.

¿Cuáles son las Zonas más Propensas a Tener Acné?

Las zonas que con mayor frecuencia son más susceptibles a la aparición de acné en el cuerpo:

-Espalda.

-Cuello.

-Pecho.

Espalda

Es una zona que puede acumular sudor y que no es fácil de limpiar, dos factores que pueden desencadenar la aparición de los granos, así como desbalances hormonales.

Es la zona del cuerpo donde con mayor frecuencia aparecen lesiones por acné.

Cuello

El acné que aparece en el cuello también puede deberse a la irritación de la ropa y los accesorios utilizados. La piel y el desliz de la ropa pueden causar irritación, si el sudor no está bien absorbido en la ropa. Por lo tanto, lo mejor es tener cuidado de elegir la ropa y accesorios que desea utilizar.

Es posible que aparezcan también por problemas hepáticos, esto es posible al acumularse los productos de desecho que no pueden ser eliminados.

Pecho

Pueden aparecer lesiones acneiformes en esta región corporal por las mismas causas que en el cuello y espalda, pero predominantemente por desequilibrios hormonales.

Consejos para Combatir el Acné Corporal

Cuando tienes predisposición a la aparición de acné, debes tener en cuenta algunos tips para evitar su aparición o para manejar las crisis acnéica, entre ellas se mencionan: 

-Higiene con productos adecuados.

-Exfoliación  facial y corporal.

-Evitar ropa ajustada.

-No manipular los granos.

-Acudir a un especialista.

Higiene con Productos Adecuados

Se deben elegir productos específicos que no incrementen la producción de sebo, uno de los factores que provoca el acné.

Se aconseja optar por geles específicos para piel acnéica (seborreguladores), que disminuyan la producción sebácea y desobstruyan los poros”.

Evitar los limpiadores agresivos y con jabón, porque podrían aumentar la secreción sebácea de la piel.

Exfoliación Facial

La exfoliación facial ayuda a eliminar el exceso de grasa y de tapón de queratina. Se deben elegir productos específicos para la piel grasa y usarlos como máximo 2 veces a la semana, mediante un suave masaje. 

Si tienes un brote activo de acné, es preferible no exfoliar la piel.

Evitar Ropa Ajustada

En casos de tener propensión a tener acné corporal debes, además de evitar ropa ajustada, mantener una buena higiene, por ejemplo, después de hacer deporte, para evitar que el sudor acumulado pueda taponar los poros y provocar granitos.

No Manipular los Granos

No manipules los granos porque podrían infectarse, provocando un acné inflamatorio que tiene más opciones de dejar marcas en la piel.

Acudir a un Especialista

Si tu acné corporal es grave deberás acudir al dermatólogo, porque en muchos casos se necesitan tratamientos específicos como retinoides combinados con antibióticos tópicos o, en casos más severos, antibioterapia oral o retinoides oral.

Solo el especialista está capacitado para manejar casos de acné severo.

¿Por qué es Importante Tratar el Acné Corporal en tu Centro Estético

Como ya he comentado, todo tipo de acné debe ser tratado por personal especializado y con los productos adecuados para cada tipo de piel, y en casos de severidad en las lesiones, acudir al Dermatólogo.

Recordar que estas lesiones pueden dejar cicatrices que son un tipo de lesión diferente y más difícil de tratar.

Por eso, debes acudir al centro estético de tu preferencia para que recibas la mejor de las opciones terapéuticas y en caso de no estar a su alcance, ser referido al dermatólogo.

Conclusión

En cuanto a las zonas del cuerpo dónde es más habitual que pueda aparecer un brote de acné, serían, cualquiera con glándulas sebáceas, y principalmente la espalda, el pecho y el cuello, además del rostro.

Aunque es más raro, también pueden salir granos en los brazos e incluso en los glúteos.

El acné en la espalda es de los más frecuentes, incluso hay un nombre para referirse a él: bacne. 

En la espalda hay muchas glándulas sebáceas y cuando se estimula su activación (ya sea por exceso de hormonas masculinas o por otras causas), producen más grasa, que a su vez actúa como un agente proinflamatorio, induciendo inflamación en la piel.

Existe una alteración en el folículo piloso que se tapona (tapón folicular). 

Sin embargo, no todos los granos que aparecen en la espalda se producen por la misma causa. Hay lesiones acneiformes que en realidad son foliculitis, causada por un exceso de sudoración

Es fundamental que acudas a un especialista para que valore tu caso, el origen y el mejor tratamiento para ti, ya que en función de la gravedad y tipo de acné, se puede indicar un tratamiento tópico o por vía oral.

Dejá un comentario