Cosmetología y Cosmiatría: Diferencias y Perfil Profesional

La cosmetología y cosmiatría se ocupan del cuidado y tratamiento de la piel y sus anexos, y del conocimiento de los productos que ayudan a tratar y proteger esta parte tan importante de nuestro cuerpo.

La cosmetología

Es la ciencia que trabaja las pieles sanas y las embellece, siendo el rostro y todo el cuerpo los objetivos de la cosmetología, ocupándose tanto de su embellecimiento como de su salud.

La cosmetología solo trata la piel sana y se encarga de sus cuidados estéticos, siendo los más utilizados:

Limpieza facial profunda.

Hidratación y nutrición de la piel.

Peeling facial químico y mecánico.

Terapias naturales relajantes y embellecedoras.

Maquillaje, manicura y pedicura.

Terapias de drenaje linfático.

Disminución de arrugas.

Tratamientos para curar o prevenir el acné.

Cosmetología

La cosmiatría 

Es una disciplina que nace como una manera de atender los requerimientos de los dermatólogos que necesitaban de una asistencia en la aplicación de tratamientos postoperatorios. 

Por esta razón esta área de la salud es empleada en los procesos posteriores de una cirugía para así reducir todo tipo de complicaciones y molestias.

Es de gran valor en la prevención y el restablecimiento de los cambios de la piel causados por el sol y los procesos de envejecimiento, así como de ayudar a tratar pieles deshidratadas, sensibles, desnutridas o dañadas.

Cabe resaltar que los cosmiatras pueden tratar tanto las pieles sanas como las enfermas.

Cosmetología y Cosmiatría: A Favor de la Salud y la Belleza

La cosmiatría comprende la atención cosmética integral de la piel sana o enferma, en íntima colaboración con el dermatólogo. De ahí que el lenguaje de la cosmetóloga, técnico y profesional, debe ser del más alto nivel.

El órgano piel, tan complejo y completo, que debe cumplir con importantes y delicadas misiones dentro del esquema metabólico integral del organismo, es muy agradecido. Las acciones de limpieza, tonificación, conservación y nutrición ya van siendo cada vez más comunes y dentro de la rutina de la atención integral del cuerpo.

En la fase inicial, el paciente llega primero al cosmetólogo y basado en sus conocimientos  derivará dicha paciente al especialista médico, en caso de ser necesario.

Se debe formar un verdadero equipo de trabajo, contando siempre, además, con el apoyo del químico cosmético, que aporta todos los conocimientos especializados en crear, desarrollar y formular productos cosméticos de calidad superior. 

Cada día, es mayor el número de médicos y hospitales que cuentan con servicios de cosmiatría y con el trabajo mancomunado y eficiente, de ayuda y apoyo de la cosmetóloga.

Cosmetología y Cosmiatría: La Evolución de la Cosmética

El término cosmético se creó en el siglo XVII a partir de la palabra griega kosmetikós, que significa “relativo a la ornamentación”. ​ 

La primera prueba arqueológica del uso de cosméticos se encontró en el Antiguo Egipto, alrededor del año 4000 a.C.

Existen numerosas pruebas de que las civilizaciones más antiguas ya utilizaban todo tipo de adornos, accesorios e, incluso, maquillaje.

El inicio de los cosméticos posiblemente se encuentre en la civilización egipcia. En sus representaciones tanto pictóricas como a través de las figuras esculpidas podemos comprobar su utilización de maquillaje.

Si analizamos el famoso Busto de Nefertiti, observaremos gracias a su policromado como su tez se muestra bronceada, los labios son carnosos y están bien delineados, sus cejas están cuidadas. Y así muchos aspectos de la cultura egipcia traspasan las fronteras.

Cosmética

Una de las novedades más populares fue la de la cosmética. Tanto hombres como mujeres estaban hipnotizados con las maravillas del maquillaje. Espolvoreaban incluso oro blanco en el rostro. Todos querían lucir deslumbrantes.

De esta forma, comenzó la industria de la cosmética. Se llevaban estilos un tanto recargados e histriónicos, pero todos estaban encantados con su maquillaje.

Debemos destacar que los cánones de belleza cambian con frecuencia. De esta forma, a partir del siglo XIX se pone de moda el maquillaje natural. Poco a poco se van normalizando y su uso no se ve reducido únicamente a los señores de una clase superior.

Así es como la evolución de los cosméticos nos ha llevado hasta su utilización en la actualidad y en los últimos años, se ha desarrollado el gusto y la concienciación por los cosméticos naturales.

Estos resultan beneficiosos para nuestra piel y resultan menos dañinos para el medio y para nuestra salud. 

Diferencias Entre Cosmetología y Cosmiatría

Ambas profesiones tienen relación con la belleza y los tratamientos de la piel, pero se diferencian en que la cosmetología solo puede ocuparse del tratamiento de la piel sana, mediante técnicas y productos cosmetológicos, y la cosmiatría es capaz también de tratar las patologías de la piel enferma.

Cuando se habla de cosmetología se hace referencia a un área estética profesional, generalmente de nivel técnico, enfocada en el cuidado básico de los diversos tipos de piel sana.

La finalidad es comúnmente, mantenerla limpia, hidratada y nutrida a un nivel superficial, y sobre todo protegida, para conservar su salud y belleza, tanto a nivel facial como corporal.

Cabe mencionar que dentro de la cosmetología es donde se aprende la mayor variedad de técnicas de masaje facial y corporal.

En tanto, la cosmiatría es una disciplina especializada en el tratamiento tópico de afecciones cutáneas, de connotación estética, que afectan la imagen facial o corporal. 

Los procedimientos que con mayor frecuencia se practican en cosmiatría, están enfocados a la prevención, tratamiento y control de los signos del  envejecimiento prematuro y fotodaño, así como también padecimientos como el acné, problemas de cicatrización, estrías y pequeños crecimientos benignos cutáneos.

El cosmetólogo  debe estar capacitado para llevar a cabo la función asistencial de su profesión, en relación a:

Cuidado y mantenimiento de la piel sana. 

Analizar, experimentar y desarrollar productos cosméticos.

Asesorar cosméticamente en diversos centros de salud.

Realizar funciones que mejoren el aspecto de la piel.

¿De Qué Trabaja?

Los profesionistas que se dedican a la Cosmetología pueden tener pocas o muchas funciones:

-Un cosmetólogo/a es un especialista en estética o belleza, que educa a los clientes en el tratamiento de la piel.

-Aquel que posea conocimientos más amplios, tiene también la posibilidad de brindar masajes o tratamientos rehabilitadores, etc. 

-Pueden llegar a moldear y colorear las cejas o el vello facial que los clientes no deseen. 

-También realizan la selección, la aplicación o recomendación de tratamientos cutáneos, tales como la exfoliación, las cremas hidratantes, máscaras o los productos que se adaptan mejor a las necesidades del cliente.

¿Qué Tareas Hace?

El cosmetólogo podrá realizar procedimientos de limpieza facial, masajes faciales y corporales, depilación, drenaje linfático manual y en general todos aquellos procedimientos faciales o corporales que no requieran de la formulación de medicamentos, intervención quirúrgica o procedimientos invasivos.

Ventajas y Desventajas de Estudiar Cosmetología

Un profesional de la cosmetología tiene la posibilidad de emprender un negocio de belleza de forma independiente.  Y dentro de sus ventajas podría decirse:

-Carrera de corta duración. 

-Recibes capacitación y adquieres conocimientos para prevenir y mejorar la salud y belleza del cuerpo humano. 

Una de las grandes ventajas que presenta esta carrera es la posibilidad de realizar la profesión tanto en institutos de belleza, peluquerías como de manera independiente, lo que te brinda un gran abanico laboral.

Posiblemente, la desventaja de esta profesión esté relacionada con los costos de los tratamientos, que generalmente son elevados y requieren de varias sesiones.

Por otra parte, ejercerla de manera independiente, puede generar altos costos de inversión en productos cosméticos, mobiliario y aparatología

Perfil Profesional del Cosmiatra

La cosmiatría también llamada dermocosmética, es la especialidad que emplea diferentes protocolos de profundidad biológica para obtener mejoras en las patologías tratadas, mantener la belleza y la juventud de la piel del paciente, ayudando también a mejorar su calidad de vida.

Los profesionales cosmiatras deben  tener conocimientos de las patologías comunes que afectan a la piel, de química cosmética, aparatología, anatomía, fisiología, piel y sus anexos.

¿De Qué Trabaja?

La cosmiatría es una disciplina que se aboca a los cuidados cosméticos de la piel, tanto sana como enferma.

En esta profesión se utilizan diversos protocolos relacionados con la biología de la piel, llegando a rehabilitar o regenerar estas células.

¿Qué Tareas Hace?

Un cosmiatra es un profesional cosmetólogo con mayor capacitación, por lo que se encuentra habilitado y formado para tratar pieles enfermas además de las sanas.

Puede entrenarse para desempeñarse en las siguientes áreas:

Cosmiatría quirúrgica para auxiliares en cirugía plástica.

Cosmiatría estética.

Dermatocosmiatria para auxiliares en dermatología estética.

Cosmiatría Biológica Celular para auxiliares en medicina cosmética.

Ventajas y Desventajas de Estudiar Cosmiatría

Una ventaja que va de la mano de ser un profesional con amplios conocimientos en el área de la estética. Además, cuenta con la posibilidad de resolver problemas que van más allá de la parte cosmética, ya que está capacitado para tratar pieles enfermas.

Las desventajas seguro están relacionadas a los costos de los tratamientos, en caso de ser independientes.

Conclusión

Actualmente tanto la cosmiatría como la cosmetología han tomado gran popularidad durante los últimos año. Sin embargo el uso de la aparatología estética para realizar diferentes tratamientos de belleza se ha vuelto tan eficaz que cada vez son más los que buscan esta alternativa en lugar de optar por la intervención quirúrgica.

Dejá un comentario