Criolipólisis Plana: ¿Qué es y Cómo Combate la Grasa?

La criolipólisis plana es uno de los tratamientos más realizados en la actualidad gracias a su eficacia, practicidad y comodidad.

Es un tratamiento corto, se hace una sesión por mes y generalmente suele ser bastante económico, lo que lo hace posicionarse bastante bien en el mercado. 

Criolipolisis plana: ¿Qué es?

Es una técnica de eliminación de grasa a través del frío. Cómo su nombre lo indica, “crio” significa frío y “lipólisis” es como se denomina a la destrucción de grasa. En esta técnica se usa tecnología de enfriamiento controlado para eliminar la grasa blanda localizada. 

¿Cómo elimina la grasa la criolipolisis? 

La criolipólisis plana hace uso de la congelación para eliminar los adipocitos (células de grasa). 

Se ha demostrado que cuando aplicamos bajas temperaturas sobre la grasa subcutánea, los adipocitos se vuelven vulnerables y dejan de funcionar.

Se produce una muerte celular natural y el organismo inicia un proceso de eliminación de las células de grasa a través del sistema linfático, sin causar daños en ningún tejido adyacente. 

Los adipocitos son células limitadas, por lo que, al ser eliminadas, no se generan de nuevo, haciendo que este tratamiento sea efectivo y que en varias sesiones podamos tener un cambio notable. 

Criolipólisis plana vs Criolipólisis de succión

Ambos tratamientos cumplen la finalidad de la destrucción de las células grasas a través de la exposición a temperaturas bajo cero de las zonas a tratar, pero hay que tener en cuenta a la hora de elegir alguna de las dos. Cada una tiene sus pros y sus contras. 

Criolipólisis plana

La criolipólisis plana consiste en cabezales rectangulares que se apoyan en las zonas a tratar simultáneamente a una temperatura de hasta -3°C. Ésta resuelve notablemente el tema de la celulitis puesto que al romper los adipocitos, favorece el alisado del tejido y su correcta eliminación. 

Criolipólisis de succión 

La criolipólisis de succión consiste en dos o cuatro cabezales que funcionan con una técnica de succión al vacío, despegando así el tejido adiposo.

Al trabajar con técnica de succión al vacío puede romper capilares produciendo arañitas en algunos casos, siendo de esta manera no recomendable para personas con pieles sensibles.

Por otra parte, su técnica de succión al vacío provoca flacidez debido al estiramiento de la piel, muchas veces generando dolor y hematomas, que constituyen el efecto contrario a la tonicidad y tensión. 

Criolipólisis plana: ¿Qué áreas se pueden tratar?

Con la criolipolisis plana podemos tratar diferentes áreas, incluso hay máquinas que permiten tratar dos zonas de forma simultánea.

Hay varios tipos de cabezales que permiten tratar zonas pequeñas como mentón y cara interna de los brazos o cabezales de mediano o gran tamaño. Esto permite tratar zonas como glúteos, abdomen, flancos, abductores, pantalón de montar, isquiotibiales y pantorrillas.

Criolipólisis: Antes y después

La criolipólisis plana se recomienda para personas con adiposidad localizada que tienen facilidad de eliminar líquidos, ya que se consigue la destrucción de las células adiposas, reduciendo el número de las mismas en la zona tratada.

Es por esta razón que el vinilo de grasa de la zona tratada no vuelve a aparecer aún habiendo un aumento de peso corporal ya que los adipocitos no se reproducen. 

Cabe destacar que la criolipólisis no es un tratamiento para adelgazar, es una técnica para eliminar esos rollitos que deforman la silueta y modelar el cuerpo de manera efectiva. 

Durante la sesión, la persona que realiza el tratamiento experimenta una sensación de frío intenso en la zona a tratar. Esta desaparece al pasar 2 o 3 horas de haber terminado la sesión, mientras toma temperatura la piel. Es una sensación completamente tolerable. 

La duración de la sesión varía dependiendo de la zona a tratar, puede durar de 30 min a 2 horas si se trabaja sobre regiones amplias del cuerpo, que generalmente estas se subdividen para ver un resultado más concreto. 

Después de la sesión no hace falta recuperación alguna, es posible retomar las actividades habituales sin ningún tipo de problema. 

Criolipólisis plana: contraindicaciones

Como bien lo mencionamos antes, es un tratamiento altamente efectivo pero no es para todo el mundo. No se puede realizar en los siguientes casos: 

  • Embarazo 
  • Lactancia 
  • Alergia al frío 
  • Enfermedad autoinmune
  • Flebitis
  • Trombosis
  • Patologías vasculares activas 
  • Pacientes anticoagulados 
  • Pacientes con marcapasos
  • Graves problemas cardíacos o de hipertensión
  • Enfermedad hepática o renal 
  • Diabetes 
  • Problemas con triglicéridos o colesterol.

¿Por qué incorporar este tratamiento a tu Centro Estético?

La criolipólisis plana es un tratamiento altamente recomendado ya que es efectivo, cómodo, de poca duración, económico y promueve la eliminación de la grasa mediante la diuresis. 

Siempre hay que tener en cuenta que a los clientes hay que ofrecerles tratamientos con base, que no representen un riesgo para ellos y que de resultado al menos al 90% del público. 

Resulta cómodo para todo público, para quien puede ir varias veces a nuestro Centro Estético, como para quienes, por el trabajo, pueden ir muy pocas veces pero igual quieren hacer algún tratamiento y ver resultados. 

A la vista de la comunidad de Estética, viene siendo un tratamiento esencial a la hora de ofrecer variedad de tratamientos. 

Conclusión

La criolipólisis plana representa probablemente uno de los métodos más eficaces e indoloros para eliminar grasa localizada, además de que es una técnica no invasiva, no daña la piel y los resultados son permanentes. 

Ya que las células se autodestruyen en un período de 6 semanas a 3 meses, las mismas mueren y son eliminadas gradualmente por el organismo a través de las vías naturales.

Si a reducción de grasa contable vamos, esta técnica permite reducir entre 5 y 7 mm sin incisiones ni anestesia y obteniendo estos resultados visibles a las 3 o 4 semanas posteriores.

El número de sesiones necesarias va a depender de la cantidad y tipo de grasa a eliminar, pero normalmente los resultados son notables habiendo realizado entre 1 y 3 sesiones.

Es importante destacar que, al ser un tratamiento que estimula la eliminación de adipocitos mediante el sistema linfático. Posterior a la sesión, es muy importante ingerir al menos 2 litros de agua al día, mantener una dieta sana y equilibrada, y realizar ejercicio físico.

Dejá un comentario