Electrofitness: Combinación de Electroestimulación, Deporte y Belleza

Existen muchos tipos de rutinas de ejercicio en la actualidad, con diferentes exigencias y para diferentes tipos de personas según los resultados que busquen. En particular, una  sesión de 20 minutos de electrofitness equivale a 3 horas de entrenamiento en gimnasio. 

¿Qué es el electrofitness?

El electrofitness es una actividad física que se realiza con electroestimuladores conectados a distintas partes a través de un chaleco de neoprene muy ajustado que contiene electrodos.

Electrofitness: ¿En qué consiste?

Los electrodos del chaleco o traje de neoprene descargan pequeñas dosis de electricidad que estimulan a los músculos, generando un trabajo muscular con frecuencia modular que penetra la totalidad de los 350 músculos que trabajan al mismo tiempo.

Lo llamativo del electrofitness es que, en apenas veinte minutos los músculos pueden trabajar el equivalente a lo que serían entre dos y tres horas de entrenamiento físico intenso. De esta manera, mientras los músculos están electroestimulados, el instructor trabaja con una rutina planificada de acuerdo a los objetivos de cada persona.

Electrofitness: ¿Para qué sirve?

Es un tipo de entrenamiento en el que se pueden hacer distintos tipos de actividades, como por ejemplo: aeróbicas, anaeróbicas, localizadas, entre otras. 

Con la electroestimulación deportiva, se consiguen adaptaciones promoteneurales y musculares complementarias a los conocidos efectos del entrenamiento de resistencia, siendo un buen método de entrenamiento deportivo para trabajar todo el cuerpo. En teoría, con este traje se puede llegar a triplicar la efectividad de los ejercicios realizados.

Otro de los objetivos de la electroestimulación es mantener el tono muscular en deportistas de alto rendimiento que hayan sufrido lesiones que les impidan hacer actividades con normalidad.

Quiénes pueden realizar electrofitness

Electrofitness: ¿Quiénes pueden realizarlo?

Si bien puede practicarlo cualquier persona sana, no es recomendable para aquellos con patologías cardíacas, epilépticas o con enfermedades que afecten la circulación; así como tampoco para mujeres embarazadas.

Electrofitness: riesgos y cuidados.

Antes de comenzar a realizar esta actividad, es necesario estar atento a algunas recomendaciones. Lo primero es exigir y presentar un apto físico, es decir, haberse sometido previamente a exámenes médicos como la espirometría, un electrocardiograma y en caso de personas mayores de 40 años, realizarse una radiografía de tórax.

Buena alimentación

Es importante estar bien alimentado, hidratado y descansado; como si se fuera a realizar cualquier otra actividad física tradicional.

Autoconocimiento de tu cuerpo

Es recomendable tener un buen autoconocimiento de tu cuerpo, es decir, saber qué límites tenemos y hasta donde somos capaces de exigirnos en nuestro entrenamiento. Es uno de los puntos claves para evitar lesiones y fatiga excesiva. 

Hidratación constante 

La hidratación es quizás el primer punto a considerar a la hora de establecer una rutina para poder exigirle al cuerpo lo que queremos. Si el cuerpo no está bien hidratado, los riesgos de fatiga son muy altos. Pero uno de los factores a tener en cuenta es que es un procedimiento que se debe realizar de manera previa a la colocación del traje, ya que es muy peligroso mojar los electrodos en medio del ejercicio. 

Síntomas de dolor 

Respecto a la acción durante el entrenamiento, es necesario detener todo tipo de actividad ante los primeros síntomas de dolor. Este siempre debe ser el límite de todo esfuerzo físico. 

Electrofitness: cantidad de ejercicio recomendada 

No se recomienda superar los 25 minutos diarios ni asistir a más de dos sesiones por semanas con una separación mínima de al menos dos días entre sí. Cabe destacar que el electrofitness se trata de una actividad sumamente personalizada, con objetivos específicos y necesidades muy puntuales. 

Electrofitness: Beneficios

Entre los beneficios de entrenar con ésta modalidad, los especialistas destacan los siguientes: 

  • Minimiza el riesgo de lesiones durante el entrenamiento, ya que es el músculo el que trabaja y se evita una carga a los huesos, ligamentos y tendones. 
  • Evita la sensación de cansancio durante la sesión de ejercicios lo que permite aumentar la intensidad sin apenas ser conscientes. 
  • Es un aliado para combatir la celulitis y la grasa localizada, así como la flacidez, mientras que mejora la circulación sanguínea y favorece la tonificación. 

Electrofitness: Consejos

Al ser una actividad personalizada, trabaja de acuerdo a los distintos motivos de cada una de las personas que llega. Y que puede ser tanto para mejorar su entrenamiento, como por temas de salud o bien, para bajar de peso.

Es importante tener en cuenta que para ofrecer este servicio de manera legal, los establecimientos deben contar con una certificación obtenida previamente, así como profesores especialmente instruidos y capacitados de acuerdo a las exigencias de esta modalidad. 

Esta actividad ofrece muy buenos beneficios a personas que ya habían realizado ejercicio y tenían previamente una rutina establecida, que los resultados no son similares en los casos de tratarse de personas aficionadas o recién llegadas al mundo del deporte, ya que no afecta de igual manera y el riesgo es muy grande. 

Recordemos que es un ejercicio de gran exigencia y que reacciona de manera inmediata a los músculos que ya tienen historial de haber sido trabajados. Por ello, a los que ingresan con esta actividad al mundo del ejercicio, les costará un poco más ver los resultados deseados. 

Las dos características del trabajo de esta actividad (la electroestimulación y la rutina) hacen que sea una actividad muy intensa y que se pueda desarrollar en menos tiempo del que estamos acostumbrados, lo cual representa un beneficio gigante y con gran peso para las personas que no tienen mucho tiempo durante la semana. 

Conclusión

Debido a los grandes beneficios que representa, electrofitness es una de las actividades más atractivas, innovadoras y de mayor interés, ya que minimiza las posibilidades de lesiones y estimula la creación de nueva masa muscular sin sobre-exigirle al cuerpo, haciendo que sea una actividad con mínimo riesgo y mayores resultados. 

Además, lo pueden realizar personas de cualquier edad que tengan un buen resultado de apto físico y el especialista médico los califique como saludables para actividades físicas de alta exigencia. 

También cabe acotar que gracias a que el traje es de neoprene, se ajusta muy bien al cuerpo y los electrodos tienen mayor capacidad de conectar mejor con los músculos.

Dejá un comentario