5 Tratamientos Faciales para Rejuvenecer el Rostro

Con el paso del tiempo, la piel del cuerpo y de la cara se desgastan y pierden su brillo natural. Y es que el exceso de exposición al sol o la falta de higiene, provocan manchas o arrugas, muchas veces irreversibles. En este artículo conocerás los mejores tratamientos faciales para tu rostro.

Un tratamiento de rejuvenecimiento facial hace referencia, a aquellos que evitan el envejecimiento, cuyo objetivo es eliminar o minimizar arrugas, lesiones de la piel, lesiones vasculares y reducir poros. 

El lifting sin cirugía, los rellenos faciales, la luz pulsada y la radiofrecuencia, son los métodos que se usan comúnmente para el tratamiento del rostro y es gracias a estos, que la piel gana uniformidad y el colágeno se regenera. Además, se eliminan las imperfecciones y se tonifica la flacidez del rostro.

Tratamientos Faciales: ¿Por qué es importante Realizarlos?

La importancia de realizar estos tratamientos radica, en mantener un rostro saludable y jóven y retrasar el desgaste natural, manteniendo hábitos saludables e iniciar a partir de la edad recomendada.

Asi mismo, es importante la evaluación correcta para precisar las necesidades estéticas reales y establecer con total seguridad y garantía el protocolo de actuaciones esteticas más adecuadas y así mantener un rostro saludable, jóven y retrasar el desgaste natural.

Envejecimiento facial

El envejecimiento facial es un proceso natural de deterioro de todas las estructuras faciales. Se produce porque con el paso del tiempo las células se dividen y su metabolismo se hace cada vez más lento, lo que influye en la velocidad de la síntesis de colágeno y afecta a la firmeza y a la elasticidad cutánea.

Causas

En el proceso de envejecimiento influyen factores biológicos internos y también otros externos que en algunas ocasiones podemos controlar.

Factores internos

La genética desempeña un papel fundamental en el modo en el que la piel envejece. El tipo de piel debido a la condición biológica y hereditaria, la raza a la que se pertenece es fundamental en el proceso de envejecimiento que sufre cada persona. Determina, por ejemplo, el grado de reparación cutánea, el grosor de la piel, la calidad de colágeno y elastina, etc

Factores externos

-El estilo de vida actual acelera el proceso de envejecimiento de la piel, lo que provoca que quede desprotegida y expuesta a la acción de los radicales libres. La calidad de la piel disminuye apareciendo sobre ella arrugas, manchas y otros signos de envejecimiento como falta de firmeza.

-La radiación ultravioleta (debido a la exposición solar), es una de las principales causas de envejecimiento cutáneo debido al estrés oxidativo. 

-El fotoenvejecimiento causa daños importantes sobre la piel, produce una fuerte deshidratación y acelera la formación de las arrugas, manchas y capilares rotos en las zonas expuestas.

-La producción de melanina en cantidades superiores a la habitual, debido a la exposición solar.

Consecuencias

El envejecimiento provoca que se pierda la capa de grasa subyacente a la piel, por lo que la dermis y la epidermis se vuelven más finas.

La disminución conjunta del volúmen y de la efectividad general de las capas de la piel da lugar a que se pierda algo de su elasticidad, se Vuelve más seca debido a un deterioro de la función de barrera y a una menor producción de aceites esenciales.

Disminuye el número de terminaciones nerviosas y de forma proporcional la sensibilidad, lo mismo ocurre con el número de glándulas sudoríparas y de vasos sanguíneos, por lo tanto, se pierde la capacidad de responder a la exposición al calor.

Al envejecer, disminuye el número de melanocitos, quedando la piel menos protegida frente a la radiación ultravioleta, lo que conlleva a que las lesiones en la piel sean más frecuentes y que su curación sea más lenta.

5 Mejores Tratamientos Faciales Para Rejuvenecer el Rostro

Lifting

El lifting sin cirugía es un estiramiento facial no quirúrgico mínimamente invasivo cuyo objetivo es mejorar la apariencia de arrugas y líneas finas, dando a los pacientes una apariencia más juvenil. Este procedimiento no requiere ningun tipo de anestesia.

 Se usan diferentes técnicas o procedimientos:

--Lifting con Ultherapy: Consiste en estimular con ultrasonidos la producción de nuevo colágeno y elastina en las capas profundas de la piel. Es una técnica muy precisa ya que es el único tratamiento de ultrasonidos focalizados que se puede guiar por ecografía.

--Lifting por Thermage: Consiste en un tratamiento por radiofrecuencia y se fundamenta en calentar el colágeno presente en las capas profundas de la piel para estimular la producción de nuevas células de la piel y del tejido subyacente. 

--Lifting facial PRP o vampírico: El tratamiento consiste en separar el plasma, luego de centrifugar una muestra de sangre de la paciente y luego inyectarlas en las zonas problemáticas de la piel.

 Las plaquetas se utilizan para regenerar la piel en tratamientos de quemaduras y lesiones cutáneas; liberan factores de crecimiento que favorecen la producción de colágeno y logra lucir un aspecto más juvenil.

--Lifting con láser: El láser se usa para eliminar porciones de piel capa por capa. Actúa en las capas superficiales de la piel para que se vayan regenerando y lograr una capa más suave y estirada. También se logra reducir la aparición de arrugas y líneas finas. 

Bótox

La toxina botulínica impide que las señales nerviosas se trasmitan desde los nervios a los músculos, produciendo una parálisis muscular temporal sin lesionar las estructuras nerviosas, con lo que la piel adquiere un aspecto liso, y la expresión se suaviza y se rejuvenece.

El procedimiento consiste en aplicar la toxina botulínica vía subdérmica en las áreas del rostro que requieren ser tratadas, es una técnica sencilla en manos expertas y no requiere anestesia.

Ácido hialurónico

Aunque tiene un nombre difícil, esta sustancia “vive” de manera natural en numerosos tejidos y órganos del cuerpo humano: en la epidermis, en el tejido conectivo, en los cartílagos, el líquido sinovial, los ojos, etc.

Dentro de sus funciones se citan: Hidrata la piel dándole un aspecto rejuvenecido al suavizar la apariencia de las arrugas, contribuye a la regeneración de nuestras células en piel u otro tejido blando, mantiene el cabello brilloso y sano.

El modo de aplicación es a través de cremas o de inyecciones, con ésta última, obtendrás un resultado más instantáneo.

Hilos Tensores

Los hilos tensores son unos hilos finos utilizados en cirugía estética para rejuvenecer el rostro. Se pueden aplicar tanto para eliminar las arrugas y la flacidez facial, como para levantar las cejas o, incluso, para redefinir el óvalo de la cara y el contorno de la mandíbula.

Se basa en la implantación de varios micro hilos en forma de red. Esta red actúa como soporte de los tejidos provocando el efecto reafirmante instantáneo y favoreciendo la producción natural de colágeno.

Para este procedimiento, se requiere, previa infiltración de anestesia infiltrativa, la realización de pequeñas incisiones a través de las que se insertan los hilos para desplazarlos y colocarlos en el tejido de la zona deseada hasta fijarlos en la posición marcada por el cirujano.

Radiofrecuencia para Tratamientos Faciales

Es la utilización de ondas electromagnéticas en la piel del rostro que penetran desde las capas más superficiales hasta las más profundas de la dermis y la epidermis. Se produce un efecto térmico (calor) que activa la producción de colágeno en la piel de forma natural, ayudando a eliminar toxinas  

Se necesita una media de 6 sesiones, recomendándose una sesión a la semana. No requiere anestesia.

Tratamientos Faciales Caseros

Para tener y mantener una piel saludable y que luzca jóven, no depende solamente de la aplicación de cremas o de procedimientos avanzados, tambien se deben aprender una serie de hábitos de vida saludables (mantenernos hidratados, llevar una alimentación adecuada, etc)

Exfoliante

Este término se refiere al proceso de renovación celular de la piel mediante la eliminación de las células muertas. Es un paso importante a la hora de cuidar, principalmente aquellas zonas más expuestas a la contaminación del ambiente.

Antes de realizar las exfoliaciones, debes retirar el exceso de grasa lavando la cara, retirando el material para exfoliar con agua fría para que cierren los poros, la frecuencia dependerá del tipo de piel.

Por supuesto, estamos hablando de exfoliantes naturales, dentro de los cuales podemos mencionar, el café y miel, miel y avena, azúcar y café, entre otros.

Mascarillas

Se utilizan de manera puntual para complementar de manera sencilla el ritual de belleza diaria, y para que los beneficios sean más efectivos, se debe buscar la que más se adecúe a cada tipo de piel y que contenga los activos necesarios que ayuden a mejorarla.

Ofrecen beneficios desde su primera aplicación, permitiendo purificar, hidratar e iluminar la zona y se recomienda utilizar el producto cada semana e ir alternando diferentes mascarillas.

Hábitos saludables

Un hábito saludable es aquel comportamiento o conducta que realizamos y que afecta de forma positiva en nuestro bienestar físico, mental y social. En general, los hábitos saludables se refieren a la alimentación, a la higiene y al deporte.

Alimentación balanceada, realizar deporte de manera habitual, mantener un peso cercano al ideal, evitar el consumo excesivo de alcohol, evitar fumar, visitar al odontólogo y acudir periódicamente al médico, serían considerados como hábitos saludables.

Pros de tratamientos faciales caseros

Este tipo de tratamientos nos permite ahorrar dinero y poder hacernos un tratamiento de manera sencilla y con ingredientes al alcance de todas, de igual forma, la piel recibe poderosos nutrientes para recomponer la piel.

Otro gran beneficio es que son naturales, no poseen químicos ni conservantes, y permiten nutrir y reparar la piel donde lo necesita, además son muy fáciles de hacer y al no tener que salir de tu casa, te ahorra tiempo al mismo tiempo que puedes cabalgar con las rutinas del hogar.

Contras de los tratamientos faciales caseros

Hay que tomar en cuenta el tiempo de disponibilidad una vez preparado el tratamiento, ya que su duración es muy corta, por lo que hay que hacerlas en pequeñas cantidades, así como tener en cuenta que, para pieles sensibles, su uso estaría restringido ya que pueden causar irritación.

Conclusión

En vista de la imperiosa necesidad de manejar ciertos aspectos inherentes al paso del tiempo, contaminación ambiental, estrés, e incluso enfermedades de base, que provocan un deterioro gradual de la piel, haciéndose evidentes signos de envejecimiento, es vital tener en cuenta recurrir a los tratamientos faciales para recuperar el brillo y jovialidad de la piel.

En estos casos, siempre es de mayor beneficio, acudir a centros estéticos, donde se cuenta con personal calificado, lo que te garantiza resultados óptimos, ya que utilizan técnicas y productos acordes a tu requerimiento, evitando de esta manera complicaciones y gastos adicionales.

Dejá un comentario