Origen e historia de la corbata: un accesorio que no pasa de moda

Las corbatas son uno de los accesorios más básicos y fundamentales de la vestimenta formal masculina. Con sus diferentes variantes, constituyen un complemento que no puede faltar en el armario de ningún hombre.

Pero, ¿alguna vez has pensado acerca de su historia o su origen? Aquí te daremos algunos datos curiosos que de seguro no conocías sobre este icónico accesorio. ¡Acompáñanos!

Origen de la corbata

La palabra corbata proviene del italiano “cravatta”, derivado de “croata”. Esto hace referencia al año 1660, cuando los miembros del ejército de Croacia usaban pañuelos en su cuello de color rojo. 

Posteriormente, con la llegada de los croatas a Francia, los franceses empezaron a adoptar la tendencia de llevar un pañuelo anudado en el cuello. Hacían un nudo sencillo en la parte central del pañuelo y dejaban colgando los extremos. 

Durante la Revolución Francesa, estas corbatas se convirtieron en un símbolo de estatus de las clases altas, y también en una forma de identificación política según su color. 

Este nuevo accesorio poco a poco se fue difundiendo por todo el mundo de la mano de los franceses, y a su vez empezó a desarrollar diversas variantes en su modo de uso. 

Claramente, desde ese momento hasta nuestros días las corbatas y sus diseños han cambiado mucho. Pero siempre mantienen una estrecha relación con la elegancia y el estilo en la vestimenta masculina.

¿En qué momento se debe usar corbata? 

Hoy en día existen corbatas de tantos estilos y diseños que también hay un sinnúmero de formas de combinarla o usarla correctamente. Los dos estilos de corbata más comunes en la vestimenta cotidiana son las largas clásicas y las de moño o pajarita.

Las corbatas clásicas largas son las predilectas para los atuendos ejecutivos. Son ideales para usar con un traje o para un look semi formal. Pueden tener una punta en pico o recta, y son generalmente de seda o lana.

Origen-e-historia-de-la-corbata

Este tipo de corbatas se pueden conseguir en muchos diseños y estampados diferentes, y dependerá de la ocasión de uso el estilo que debamos usar. 

En este sentido, para las ocasiones más elegantes o importantes deberán ser preferiblemente de colores lisos o estampados sutiles, dejando los colores más llamativos y diseños grandes para las ocasiones menos formales. 

Con respecto a las corbatas de moño o las pajaritas, éstas tienen dos usos muy frecuentes: las ocasiones formales y de etiqueta (combinándola con un smoking), o para eventos casuales o semi formales, como accesorio acompañante de una camisa de vestir.

Las nuevas tendencias de la moda le han dado cabida a las corbatas de moño en ámbitos donde antes no existían, como la vestimenta casual o semi formal. Hoy son muy comunes en bodas o en eventos casuales o diurnos.

También han sido las grandes protagonistas de la nueva era de la personalización de las prendas formales, ya que constituyen una excelente opción para agregar detalles especiales o un toque de color a un conjunto.

Igualmente, debemos recordar que la corbata es un accesorio en sí mismo, por lo que combinar corbatas y accesorios no es del todo recomendado, especialmente si queremos lograr un look formal o elegante.

En definitiva, las corbatas son uno de los elementos más importantes de la vestimenta formal masculina. Tienen una gran trayectoria acompañando a los hombres distinguidos, y no parece que esto vaya a cambiar en el futuro próximo.

Así que si no le has dado a tus corbatas el valor y reconocimiento que merecen, hoy es un buen día para empezar a hacerlo. 



Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *