Procedimiento de Hilos Tensores: ¿Cómo Aplicarlos Correctamente?

    

 Son muchas las personas que sienten miedo de pasar por un quirófano. Por ello, existen procedimientos que se han ideado para realizar arreglos estéticos fuera de la sala de operaciones. Entre ellos, los hilos tensores, que son una de las mejores opciones para contrarrestar los embates del tiempo tanto en hombres como en mujeres.

Estos deseos surgen por los embates propios de la edad, como pérdida de firmeza y debilitamiento de los tejidos de la piel tanto a nivel facial como corporal, los cuales son tratados por estos hilos, que son absorbidos por la piel de forma automática.

Aquí te contamos cómo aplicar correctamente los hilos tensores en tu gabinete.

eBook

Hilos tensores, una técnica que debes incluir en tu gabinete

Los hilos tensores son fundamentales en gabinete de cualquier centro de medicina estética, ya que suponen una técnica mínimamente, pues solo requiere de una crema anestésica o frío en el sitio a realizar para insensibilizar la zona. Esto sirve para:

  • Crear tensión en la piel y evitar que se vea flácida
  • Ocultar arrugas pequeñas
  • Suspender algunas partes del cuerpo o de la cara
  • Aumenta la producción de elastina y colágeno

Por  todos estos efectos, los hilos tensores deben formar parte de tu gabinete.

Colocación de hilos tensores.

Beneficios

Si de hilos tensores se trata, la elevación de los tejidos es el principal beneficio, pues repara el paso del tiempo en corto tiempo. Asimismo, reafirma la piel y contribuye con el rejuvenecimiento cutáneo, a través de la renovación de fibras y la estimulación directa del fibroblasto.

Además, este tratamiento incentiva la microcirculación del área tratada, contribuyendo así a mejorar la oxigenación y absorción de los nutrientes. También permite corregir la aparición de arrugas.

¿Quiénes pueden aplicar hilos tensores?

La aplicación de los hilos tensores debe ser realizada por profesionales en la técnica, específicamente médicos cirujanos o especialistas en medicina estética, ya que estos son conocedores de la anatomía humana y están entrenados para realizar este procedimiento.

procedimiento de hilos tensores

Aplicación de los hilos tensores

Para la colocación de  hilos tensores se utilizan hilos de policaprolactona, ácido poliláctico de última generación y polidioxanona. El uso de cada uno de ellos dependerá del sitio donde se coloca, de la función que vaya a realizar y del efecto que se desee alcanzar en la piel.

La pilidioxanona es un hilo de origen sintético que es utilizado para suturar el tejido subcutáneo y lesiones profundas. Su reabsorción es lenta, tarda aproximadamente 180 días, y tienen la particularidad de tener una colonización bacteriana disminuida.

Estos hilos son utilizados por los médicos con mucha efectividad en cirugías generales y cardiovasculares, pues han logrado conseguir la estimulación de la producción de colágeno para de esta manera apoyar la perdurabilidad de los tejidos.

Los hilos tensores se pueden colocar a nivel facial y corporal; dependiendo del efecto que se desea alcanzar. Muchas veces son utilizados para definir el contorno de la cara y al mismo tiempo crear un efecto lifting sin tener que recurrir a intervenciones quirúrgicas.

A nivel facial se puede aplicar en:

  • Cejas.
  • Área cercana a los ojos
  • Labios
  • Nariz
  • Papada
  • Cuello
  • Escote

A nivel corporal en:

  • Pecho
  • Abdomen
  • Glúteo
  • Rodillas
  • Brazos
  • Muslos
procedimiento para aplicar hilos tensores
imagen de Clínica Mira + Cueto

Procedimiento para aplicar hilos tensores

La colocación de los hilos tensores es un procedimiento sencillo. Consiste en la introducción de estos hilos dentro de una aguja pequeña para aplicarlos en la piel. Cabe destacar que estos son bioasorbibles, biocompatibles y estériles.

Es importante conocer el origen de los hilos tensores, por lo que se debe leer muy bien las etiquetas de trazabilidad que indican si han pasado por controles médicos y si son aptos o no para ser colocados en el organismo y que se reabsorban sin ningún inconveniente.

Lo primero que se debe hacer antes de colocar los hilos tensores es limpiar la piel, de esta manera se evita la aparición de infecciones. Luego, se procede a hacer mediciones de la zona donde se va colocar los hilos trazando líneas para tener el sitio exacto donde se desea lograr el efecto tensor.

Una vez insertado este tubo, se retira y quedan los hilos tensores en el interior de la piel. Cuando se utilizan los espiculados, el profesional encargado de realizar el procedimiento tirará poco a poco de ellos para que queden en la posición adecuada dentro de la piel.

Así, se procede a recortar el material sobrante y se limpia la zona donde se realizó el procedimiento.

hilos tensores

Este tratamiento se realiza en una única sesión con un tiempo de duración de 30 a 40 minutos, luego de haber pasado un tiempo prudencial se puede repetir el procedimiento sin ningún inconveniente.

¿Cuánto tiempo dura el efecto de los hilos tensores?

Esta es una de las principales dudas que poseen los pacientes una vez que deciden aplicarse esta técnica.

La duración de esta técnica va a depender del material utilizado en los hilos tensores. El tiempo aproximado que tardan en reabsorberse va entre 12 a 18 meses. Luego de la colocación de los hilos tensores, son muchas las personas que repiten el procedimiento después de este tiempo para mantener el efecto alcanzado.

Los hilos tensores tienen un efecto inmediato, las primeras evidencias se comienzan a ver a partir de la tercera semana después de su colocación, pero es en el tercer mes cuando se observan los efectos deseados.

La absorción de los hilos tensores inicia a partir del sexto mes; el paciente puede disfrutar de los efectos de esta técnica durante 1 año y medio. Esto va a depender de cada paciente y de los cuidados que tenga posterior a la aplicación de la técnica.

tratamiento de hilos tensores

La mayoría de los especialistas recomiendan a sus pacientes repetir el  procedimiento al cabo de 2 años.

Cuidados

Posterior a la aplicación del procedimiento de hilos tensores, se debe tener en cuenta ciertas recomendaciones para lograr los efectos deseados.

  • Es habitual  tener una inflamación 48 horas después de haberse realizado el procedimiento. Si persiste se debe proceder aplicar hielo local
  • El maquillaje se puede aplicar en el rostro después de las primeras 24 horas
  • A la hora del descanso, es preciso utilizar un par de almohadas para elevar la cabeza por las 2 primeras noches luego de la aplicación de la técnica
  • Se debe evitar la gesticulación brusca la primera semana posterior al tratamiento
  • No se debe exponer al sol luego de la realización de este procedimiento. Se recomienda el empleo de protector solar por lo menos durante las primeras dos semanas
  • Se debe evitar el ejercicio físico o de algún deporte si lo practica, incluso no asistir al gimnasio cinco días después de haberse realizado el procedimiento
  • Al momento de realizar la limpieza facial, se debe lavar la cara con movimientos suaves y sin llegar a frotar las áreas donde fueron colocados lo hilos tensores por lo menos durante 5 días

Antes y Después

Estiramiento facial con hilos tensores

Antes de la aplicación de este tratamiento, es necesario buscar el personal médico especialista en hilos tensores para realizar el procedimiento. Asimismo, es necesario contar con material de calidad para realizar el procedimiento  y verificar  que todo se corresponda con la técnica a aplicar.

Después de su colocación, los cambios son evidentes en el paciente en muy corto tiempo. Entre ellos podemos mencionar:

  • El rostro se observa muy natural
  • Los hilos tensores no se ven al tacto ni se notan
  • Se aprecia como un lifting de forma inmediata
  • Posee una acción regeneradora y prolongada del colágeno, que ocurre en la medida en que se van absorbiendo los hilos
  • Estimula la producción de colágeno
  • A pesar que los hilos se hayan desaparecido o reabsorbido, el efecto continúa

Conclusion

Los hilos tensores han resultado ser la estrella en los tratamientos de la medicina estética.

Lo importante es estar debidamente capacitado y entrenado para la aplicación de este procedimiento, pues solo así se garantizarán los resultados y se verificará la satisfacción obtenida por cada paciente luego de la colocación de los hilos tensores.

Es un procedimiento terapéutico, mucho más económico que un lifting. En este caso, el precio variará de acuerdo al número de hilos que se coloque. Igualmente, los beneficios son notorios en muy poco tiempo sin tener que recurrir a quirófano.

No dudes en recomendarlo y aplicarlo entre los pacientes que lo necesiten.

También te puede interesar:

Corriente Galvánica Facial: Qué Es, Aparatología y Resultados

¿Cómo Realizar una Limpieza Facial Profesional?

CoolSculpting: ¿Cómo Eliminar la Papada Sin Cirugía?

10 Tratamientos para la Cara que Debes Incluir en tu Gabinete

eBook

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *